Actividades

Doris González, vocera de UKAMAU:

“La lucha va más allá de la vivienda”

Un ejercicio de reflexión colectiva se dio el pasado martes (11) en Londres 38, cuando Doris González, dirigente de UKAMAU, visitó el recinto para compartir la experiencia de esta organización, que ha instaurado la vivienda de autogestión como una alternativa real en el país.

Publicado el 18 de abril de 2017
Doris González, vocera de UKAMAU

Doris González, vocera de UKAMAU

Doris González, trabajadora social y vocera nacional del Movimiento de Pobladores UKAMAU, visitó Londres 38 y se reunió con la mesa de trabajo para abordar la experiencia de esta organización nacida en 1987 y su lucha por el derecho a la vivienda. Consigna que tiene por finalidad brindar un hogar digno y promover el buen vivir entre los pobladores del país.

Tras conocer experiencias latinoamericanas de Argentina, Brasil y Venezuela, decidieron volver a Chile para construir con la ciudadanía. Como primer paso, desarrollaron un medio de comunicación denominado “El Quinto”, mientras de manera paralela realizaban un diagnóstico de la realidad de las poblaciones de Estación Central, comuna donde surge la iniciativa, lo que les permitió visualizar las necesidades más urgentes y por las cuales estaban dispuestos a luchar, encontrando cinco puntos: educación, salud, trabajo, medio ambiente y vivienda, siendo este último el más importante para los pobladores.

La primera convocatoria de la agrupación la realizaron con su entorno más cercano para luego pasar al boca a boca con los vecinos, lo que generó un amplio interés, obligándolos a ampliar la casa UKAMAU en dos oportunidades.

“La política de vivienda es de gobierno y no de Estado, por lo que cada vez que cambia el gobierno, cambia la política”, explicó la dirigente.

De este modo, se plantearon el desafío de la vivienda de autogestión, consiguiendo que Fernando Castillo Velasco, reconocido arquitecto y político, apoyara su proyecto y trabajara con las asambleas y comunidades, proceso que actualmente lidera su hijo Cristián Castillo tras su deceso en 2013.

El ejercicio de politizar

Desde el año 2011 dan el salto a la construcción de mayorías, logrando visibilizarse producto de su forma de lucha que replica a los movimientos argentinos a través de piquetes que cortan el tránsito en la Alameda en las mañanas, principal arteria de la capital, lo que ha concitado el interés de los medios de comunicación. Una decisión estratégica, ya que “de esa manera impedimos que la mayor mercancía del capitalismo (fuerza humana de trabajo) llegue donde produce valor. No lo hacemos en las tardes, porque luego vamos todos cansados de la ‘pega’ y lo único que queremos es llegar al lugar donde vivimos”.

Este trabajo también les ha permitido dar un rol protagónico a la mujer. “En todas las organizaciones territoriales han sido históricamente las mujeres las que han sido la fuerza mayoritaria, pero sus dirigencias no necesariamente se ven representadas. Ha sido un trabajo constante y de despatriarcalización”, explicó Doris González.

También han ido dando saltos hacia una orgánica política, lo que se puede observar en algunas candidaturas en las que ha participado Doris González en el último tiempo, por ejemplo, a alcaldesa de Estación Central en 2016 o su actual precandidatura a diputada por el distrito 8, correspondiente a las comunas de Estación Central, Maipú, Cerrillos, Pudahuel, Quilicura, Colina, Lampa y Til Til.

“Creemos que, en este minuto, ninguna lucha la podemos dejar. Todas las herramientas posibles que nos permitan avanzar, no solo para UKAMAU, sino que para todos los movimientos sociales, hay que tomarlas”, señaló.

Maestranza San Eugenio

Perseverancia, estudio y mucha determinación, llevaron a que el Proyecto de vivienda Maestranza, ubicado en los terrenos de los antiguos talleres de ferrocarriles del Estado, el cual favorecerá a 424 familias, esté hoy aprobado y listo para comenzar su construcción dentro de las próximas semanas.

“Son viviendas que le dan dignidad a la gente que ha trabajado y, además, es un proyecto que ha sido pensado por la gente que va a habitar ese lugar. Eso también muestra que cuando la gente trabaja por un objetivo común, lucha por eso y trabaja por eso, se puede lograr”, comentó.

Este proceso no estuvo exento de problemas, pues tuvieron que pasar muchas etapas para convencer a la gente, siendo una pelea constante.

Convivir con la institucionalidad

Según explicó Doris González, este trabajo no está ajeno a dificultades, sin embargo, se mantienen con la idea de que el trabajo es guevarista, es decir, ser consecuentes con lo que dicen y hacen, además de tener un proyecto político detrás.

imagen recurso_1.jpg

“Hemos recibido dardos de todos los lados. Cuando la gente iba a hacer la ficha de protección social le decían que el proyecto era mentira, que obligábamos a la gente que cortara la Alameda”, contó.

Por ahora, la organización no está vinculada a ningún partido político, pues sienten que no los representan ni tienen la capacidad de recoger las demandas de los sectores populares que trascienden al tema de la vivienda. Para eso, han levantado otras formas de organización dentro del movimiento.

“Las reformas en las que se ha avanzado son reformas que van en el ámbito principalmente individual, entonces, aún se está al debe con las reformas que tienen que ver con lo colectivo y con los trabajadores. Lamentablemente, la reforma laboral fue un retroceso, y eso pasa porque no hay una fuerza motora que le de capacidad a la presión social. Por eso nosotros estamos en este espacio de creación del mundo de los trabajadores, comenzar a transmitir que la lucha es más grande que una casa, pero no quedarnos sólo en el discurso, sino que hacerlo efectivo”, sentenció.

En este sentido, la vocera explica que para ellos sigue siendo importante estar presente en las universidades, los sindicatos y lo institucional, porque desde todos estos espacios van a ir generando pequeños cambios.

Vínculo con los derechos humanos

Respecto al rol que tienen los derechos humanos en este movimiento, la dirigente indicó que, en su caso, buscan ligar este tema más allá de un hito negativo de la historia, rescatando las experiencias de dirigentes que son detenidos desaparecidos y las vivencias de las y los pobladores de la organización durante esa época.

“No podemos olvidarnos de la historia de nuestro país, cuando nosotros rescatamos la ley de habitación obrera de 1906, que fue la primera ley de vivienda en Latinoamérica. Tampoco podemos olvidarnos de lo que pasó a partir del año 1973, donde hubo tortura y muerte, pero no se trata de recordarlo con pena sino que tomar eso y decir: queremos restituir los derechos que, en algún momento en este país, estuvieron garantizados. Queremos revivir el rol activo que tuvo el Estado con el pueblo y la ciudadanía, cuestiones que hoy día son casi imposibles y que constantemente nos repiten que no fue así. Esa es una de las formas más bonitas que podemos recordar a quienes lucharon por las libertades de este país”.

Durante la jornada, quedó planteada la posibilidad de desarrollar actividades conjuntas entre el movimiento de pobladores UKAMAU y Londres 38, espacios de memorias.

Ukamau, vivienda, derechos, derecho a la vivienda, autogestión, movimiento, pobladores, politizar, políticas de vivienda, derechos humanos
Ukamau, vivienda, derechos, derecho a la vivienda, autogestión, movimiento, pobladores, politizar, políticas de vivienda, derechos humanos